"Una ventana abierta a la historia y cultura de Tuxpan, Ver."

lunes, 20 de marzo de 2017

Va de Anécdota...

* ¡POBRE TUXPAN. TAN LEJOS DE DIOS, Y TAN CERCA DE LAS CUPULAS MANDONAS PARTIDISTAS!.

Por: Salvador Hernández García
Cronista de la Ciudad

Cuando a fines de la última década del pasado siglo XX el Lic. Pericles Namorado Urrutia, en su carácter de Diputado Local por el Distrito de Tuxpan fungía adicionalmente como Presidente de la H. Legislatura del Estado; mediante previa convocatoria realizó en las principales Ciudades de la Entidad Veracruzana, sendos eventos políticos denominados de Consulta Ciudadana, cuya finalidad teórica era la de tomar en cuenta las propuestas del Pueblo para basificar una pretensa Reforma a los textos de la Ley Electoral Veracruzana, a efecto, según se publicitó, “de hacerla a fin al sentir popular”.

En mi caso como prácticamente del Oficio periodístico y en mi condición de ciudadano, había sido reiterativo en destacar los grandes pantanos por los que pretendan navegar las leyes electorales, señalando entre otros los fangosos textos de esa Ley Electoral que permitía que un Regidor, un Síndico, un Alcalde, o un Diputado local o federal, una vez en funciones tuviera licencia para separarse temporalmente de su cargo, y quedar habilitado por medio de éste subterfugio legaloide para corretear, previa candidatura partidista, un cargo de “representación popular” de superior jerarquía del que venía ocupando, ocurriendo que en los casos en que no lo lograban, muy conchudamente se regresaban a “su base” a seguir medrando, en tanto se presentaba otra nueva oportunidad de reincidir en volver a imitar a los chapulines.

Así mismo señalé públicamente que para que un Gobierno Municipal se mereciera el calificativo de CONSTITUCIONAL, la elección de los miembros de su “H” Ayuntamiento debería realizarse uninominalmente por cada uno de los candidatos a Ediles, seleccionados del Partido que fuesen, y no como ocurría y sigue sucediendo, que el elector, al votar por el candidato a Alcalde con el que se sienta identificado, involuntariamente está avalando con su sufragio a quienes se ocultan tras las mamparas de su planilla para nutrirlos como potenciales ediles, por lo que en tal estado de manifiesta indefensión, el elector se ve obligado a pagar una especie de impuesto al valor agregado (IVA) Edilicio, y lo que es peor, tendrá que soportar a un Cuerpo Edilicio por el que no votò, y a cuyos integrantes ni siquiera conocía, y/o caso de haberlos conocido tampoco hubiera votado por ellos.

El caso vino a ser que el suscrito, en mi carácter de ciudadano y después de haberme ajustado a la normatividad de la convocatoria de referencia, una vez que fundamente mi propuesta, la hice llegar al colegio quien no tan sólo me privó de mi derecho a exponerla de voz en el evento programado en ésta Ciudad, sino que además ni siquiera la incorporó a su legajo correspondiente, lo cual me lo hizo saber un dipupluri que formaba parte del Legislativo viajero, quien a la sazón residía en Tuxpan y era mi vecino, empero por otra parte, resulta justo dejar constancia de que al principal promotor de dicho evento, me atendió en lo personal y me explicó sus razones –o sin razones- que tuvo para no tomar en cuenta mis propuestas, resumiéndolas con una apostilla pronunciada al siguiente tenor: MI QUERIDO SALVATORE. EN ESTOS MOMENTOS NO ESTA LA MAGDALENA PARATAFETANES.

Una vez deslindo de este pasaje anecdótico insisto en el tema, y comenzaré por reiterar que ya se hace necesario que se legisle lo suficiente a efecto de evitar pero a la mayor premura, que los Ediles y diputados chapulines continúen con su inmoral e inètico vicioso costumbrismo de desertarse temporalmente de sus cargos de reforestación popular que se juramentaron a servir, para salir a la cacería de un cargo de rango mejor pagado el cual conlleva adicionalmente el descargo propósito de perpetuarse en la nómina oficial, y no por que se tenga la intención de honrar dichos cargos, a sabiendas de que de fallar en su intento, y con toda cachaza pueden regresar impunemente a reciclarse en donde tienen asegurada su diaria pitanza, cuando que lo procedente en tales casos sería que las licencias que usufructúan fueran definitivas, mientras que por otra parte no debe des apercibirse, además de la agresión consumada, el dañino ejemplo inmoral que proyectan este tipo de chapulines ante sus hipotéticos representados, y para ilustrar el particular cabe citar el caso del “Marqués del Valle de Naranjos”, Genaro Ruíz Arriaga, el saltimbanque que al brincar de un trapecio a otro, desertó de su cargo de Diputado Local por el Distrito de Tuxpan, para cobrar un mejor sueldo como Diputado Federal en lo sucesivo, cediéndole la “plaza” a su paisana Ludivina, quien temporalmente la ocupó para en el presente abandonarla igual que su maestro, llevada por sus afanes de conquistar una Presidencia Municipal, con lo que se tiene que con su deserción a conquistar una Presidencia Municipal, con lo que se tiene que con su deserción ha propiciado el hecho inédito de que en los Anales de la picaresca de la historia política local, el Distrito de Tuxpan carezca de representación en la Legislatura del Estado, lo cual resulta tan aberrante como absurdo, gracias a la elasticidad de las Leyes Electorales del Estado.

Por lo que corresponde a los “vicios de origen” que de entrada descalifican a la elección constitucional de un Ayuntamiento que no comprende la elección directa, libre y democrática de todos y cada uno de sus miembros, y que previamente ya han sido “electos” mucho antes de que se instalen las casillas electorales por las camarillas y las cúpulas mandonas enquistadas en las dirigencias partidistas, sobran los comentarios.

Francamente a los electores de buena fe que suelen razonar su voto, les resulta por demás indignante el tener que resignarse a aceptar que con la emisión de su sufragio están avalando los tortuosos procedimientos de esos manipuladores, a quienes la más cruda realidad los señala como los verdaderos electores del Cuerpo Edilicio, en cuya organigrama para mayor desgracia suelen incrustar la más surtida cáfila de oportunistas y logreros, cuya única preocupación una vez obtenida la franquicia edilicia será la de pagarle el diezmo a sus promotores, y… ¡TUTTI CONTENTI!, salvo por supuesto los contribuyentes que se verán obligados a soportarlos.

Y ante esta perversamente calculada falla electorera aceptada por un descafeinado I.E.V., al elector no le queda otra opción que no sea la de digerir la misma “sopa de jodeos” que es la única que le ponen a su alcance, aceptando de facto avalar involuntariamente con la emisión de su sufragio a una híbrida mezcolanza de los más funambulescos personajes, en su gran mayoría huérfanos del potencial y perfil con los que debe de contar un Edil que se precie de corresponder a ese calificativo.

Y lo reitero. Los hechos pasados y presentes registrados sobre tan SUI GENERIS “proceso democrático” para constituir un “H” Ayuntamiento, adicionalmente a “sus vicios de origen” nos demuestran que antes, mucho antes de que se instalen las casillas electorales, el cuerpo edilicio que “le hará casita” al Alcalde en turno, ya ha sido electo de antemano por las cúpulas mandonas de los Partidos Políticos participantes, y a éstas alturas cuando ya se conoce la identidad de los futuros ediles, no queda más recurso que lamentarse y expresar: ¡POBRE TUXPAN. TAN LEJOS DE DIOS, Y TAN CERCA DE LAS CUPULAS MANDONAS PARTIDISTAS!.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Temas Ecológicos

¡Bienvenidos!

Este es un sitio web de carácter informativo, donde el Cronista de la Ciudad y Puerto de Tuxpan de Rodríguez Cano, Veracruz, realiza publicaciones sobre sus distintas actividades, así como las del Consejo de la Crónica Municipal, además de abordar diversos temas de interés general, particularmente sobre los orígenes de Tuxpan, aunado a los artículos de opinión y colaboraciones que contribuyen a preservar y engrandecer el acervo cultural e histórico de Tuxpan, así como difundirlo y arraigarlo entre las nuevas generaciones.