"Una ventana abierta a la historia y cultura de Tuxpan, Ver."

  Ultimas Publicaciones

jueves, 4 de junio de 2020

Complejo panorama para la “industria restaurantera”…

VARIEDADES

Por: Camilo Hernández.

Al ver desde el inicio de la contingencia sanitaria el cierre de las que eran importantes “fuentes de empleo”, es pensar en la gran cantidad de familias que se quedan sin el sustento diario.

Sin otra opción, empresarios se vieron obligados a bajar la cortina de sus negocios ante el aislamiento social como medida preventiva, y frente al alto costo de las rentas, pago de empleados, luz, agua, etc…

Y es que uno de los sectores económicos más “golpeados” a raíz de la pandemia, sin duda ha sido la “industria restaurantera”, observar el cierre temporal o definitivo de lugares conocidos y que eran muy concurridos en Tuxpan como en otras partes, es un panorama definitivamente lamentable y desolador.

Las cifras no mienten, a nivel nacional la CANIRAC ha dado cuenta de ello, tal como lo vaticinó su presidente nacional, Francisco Fernández Alonso, la reapertura ahora en la llamada “nueva normalidad” no ha sido nada fácil, por el deterioro de la economía y debido a que persiste la propagación del Covid-19, los casos aumentan en varias Ciudades, complicando la situación.

Impacto muy difícil al sector empresarial y con repercusiones directas a la “tasa de desempleo”, toda vez que la Iniciativa Privada genera el 95 por ciento de las fuentes de empleo en el país, según datos de la referida Cámara.

Bajo ese contexto, la presidenta de la CANIRAC, delegación Tuxpan, Catalina Caballero Estrada, comentó que de los restaurantes -socios de éste organismo empresarial- que se encontraban cerrados, al menos dos ya hicieron su reapertura hace una semana.

A pregunta expresa, agregó que el próximo 15 de junio estarían haciendo su reapertura aproximadamente 25 restaurantes de la zona de playas. Y en el caso de algunos que se encontraban en conocida plaza comercial, es probable que busquen otro lugar/local.
Desde luego que la “reactivación” en el sector empresarial, mucho tiene que ver en que existan condiciones para tales efectos, lo que se espera ocurra en los próximos meses si todo va bien, para ello la participación ciudadana cuenta mucho en hacer de las medidas preventivas un “hábito cotidiano”, un nuevo “estilo de vida”, pues habrá que convivir con el Covid-19 como ocurrió con la Influenza en 2009.

En éste sentido, el presidente nacional de CANIRAC, Francisco Fernández Alonso, indicó -en una entrevista que le fue realizada en la Ciudad de México hace aproximadamente un mes- que 9 de cada 10 negocios estaban cerrados (micro, pequeños y medianos establecimientos), los cuales representan un 99 por ciento de los 600 mil de dicho sector. En el 1 por ciento restante están contempladas las grandes cadenas restauranteras.
Estimó que un 10 por ciento de restaurantes “sobreviven” vendiendo comida para llevar o a domicilio.

“Prácticamente estamos en las ventas mínimas, estamos vendiendo nada, si acaso el 5 por ciento de lo que estábamos vendiendo en tiempos normales, evidentemente somos un segmento golpeadísimo”; aseveró en aquel momento.
Fernández Alonso, afirmó que dicho sector ha perdido alrededor de 100 mil empleos, y lo peor, calculó que al cierre de mayo dicha cifra podría triplicarse, es decir, unos 300 mil empleos perdidos en la “industria restaurantera”  en todo el país ante el aislamiento social.

Por si fuera poco, continúa la incertidumbre, toda vez que cuando llegara el momento de reabrir los negocios, planteaba que entonces tendrían que enfrentarse a la “recesión económica”, donde obviamente las familias antes de pensar en ir a consumir a un restaurante tendrán que recuperar su propia economía. 

“Estos establecimientos serán de las últimas opciones de gasto para la población que verán mermados sus ingresos, y que tomarán previsiones ante la incertidumbre que plantea una crisis sanitaria nunca antes vista en el país”; acotó.
Comparó que a causa de ésta pandemia de 2020 las afectaciones son mayores a las registradas con la “influenza” en 2009, ya que en aquel entonces las medidas para evitar contagios representaron perdidas por un 9 por ciento del valor total del sector.

“Nuestro último estudio en 2009 señala que por 17 días perdimos 9 por ciento del valor; hoy, con 43 días, calculamos que el impacto mínimo será del 15 por ciento de 200 mil millones de pesos”; apuntó.
Frente al adverso panorama económico, solicitó mayor apoyo por parte del gobierno federal, para poder afrontar ésta difícil crisis que podría empeorar.

“La solicitud del gremio es el diferimiento del pago de impuestos, así como de las obligaciones patronales para darle un respiro al sector. No estoy diciendo que no te voy a pagar, te estoy diciendo, dame tiempo, déjame respirar”; subrayó.
*** Deseamos que las cosas mejoren, que se recupere la economía en los próximos meses, que el panorama se torne más favorable para todos, ¡que así sea!....Mientras tanto, si te es posible “Quédate en Casa”, sólo salir para lo necesario es de gran ayuda para todos, y en la medida de lo posible seguir apoyando a la economía local con los servicios a domicilio y para llevar, ¡saludos!.

¡Gracias por el favor de su atención!
D.M. Nos saludamos hasta la próxima entrega.

lunes, 1 de junio de 2020

Actualidad del Periodismo: Ni son todos los que están, ni están todos los que son...

LO QUE VA DE AYER A HOY. 

Por: Salvador Hernández García 
Cronista de la Ciudad 

En circunstancias normales, cuando se organiza o promueve un evento de tipo conmemorativo, por razones obvias se supone que quienes se encargan de ello están lo suficientemente informados de los antecedentes relativos a la efemérides motivo de la celebración, incluyendo el perfil de los personajes históricos encuadrados dentro de ese contexto, y colateralmente se debe de tener la suficiente responsabilidad de cuidar que los convocados a participar en dicho acto, correspondan al perfil y tengan su natural identificación con el mismo. 

Lamentablemente por razones que no se pueden justificar, ello no ocurre en ninguno de los eventos que se celebran en Tuxpan, tomando como motivo el aniversario anual del “Día de la Libertad de Expresión”, los cuales carecen de memoria histórica, ya que en ninguno de ellos se hace mención de los nombres de aquellos pioneros que a partir del 8 de Agosto de 1897, fecha en que salió a la luz pública el primer medio de comunicación, el Semanario “EL ECO DE TUXPAN”, lucharon incansablemente desde esa trinchera y en la difícil época Porfirista, por la Libertad de Expresión, lo que finalmente lograron aun cuando ya muchos de ellos no lograron ser testigos. 

No resulta ocioso reiterar que es increíble que quienes organizan, promueven y celebran el “Día de la Libertad de Expresión” se den el lujo de olvidar en tales ocasiones hacer honrosas menciones de los nombres de los pioneros del periodismo de Tuxpan, y bien podrían comenzar con Pedro F. Benítez, fundador y director de “El Eco de Tuxpan”, y a sus colaboradores, Licenciados Miguel Hernández Jáuregui y Emilio Cervì Sánchez, así como el Sr. Manuel Lazo Morales, su impresor quienes durante los últimos años del antepasado Siglo XX libraron sus luchas sociales a través de las páginas de ese hebdomadario, hasta que ocurrió el deceso del Sr. Benítez. 

También hay otros destacados practicantes del oficio periodístico en los principios del pasado Siglo XX, como lo fueron el Licenciado (en esa época aún estudiante) Manuel Maples Arce, Pedro F. Benítez Jr., Rafael Sánchez Escobar, José V. Garamendi, Prof. Francisco Rosas Tenorio, Raciel de Lugo, Sr. Pilar Morales Trujillo, a quien se le considera “El Padre del Periodismo en Tuxpan”, según memorias del citado Prof. Rosas Tenorio, y a su hijo Gustavo Morales y a su nieto Pilar, a Don Luis I. Rosales, Esteban Z. Robledo, Profesores Miguel G. Ferrer, Benito Ramírez, Antonio Ramírez Jonguitud, José L. Garizurieta, Alfredo Z. Delgado, Juan Vásquez, Andrés de la Rosa, Ramón N. Galindo, José Pancardo Malerva, Emigdio R. Álvarez, Prof. Ángel Saqui Del Ángel, Santiago Lobato Diego, Prof. Melitón Del Ángel Lara, Demetrio Ruíz Malerva, José Mercedes Ahumada, Prof. Eufrasio Zamora, Don Ramón Álvarez, y tantos más cuantos que lamentablemente escapan a mi memoria, y dígaseme si no son dignos de mención y homenaje permanente en ese tipo de eventos conmemorativos de la “Libertad de Expresión”, los nombres de Luis I. Rosales, Ramón N. Galindo, Manuel Garcilazo, Andrés de la Rosa y Francisco Rosas Tenorio, quienes luchando precisamente por la expresión pública de sus ideas, que hicieron llegar a sus lectores en el mes de Abril del año de 1913 a través de las páginas del Semanario “El Centinela”, en relación con el Cuartelazo de Victoriano Huerta, fueron puestos presos y estuvieron a punto de ser pasados por las armas por la soldadesca Huertista, de no haber sido por las múltiples gestiones realizadas por importantes personajes Porteños, quienes finalmente lograron liberarlos después de soportar estar presos cuatro meses en las mazmorras cuarteleras, y pagar una fuerte suma como fianza, mientras que a Don Luis I. Rosales le costó además la incautación de su imprenta. 

También cabe citar el caso del valiente periodista Gustavo Morales Trujillo, quien por ser autor de un vibrante editorial titulado “LOS GAMBUSINOS DEL GOBERNADOR TEJEDA”, publicado en el Semanario “EL PUERTO” a principios del año de 1931, también fue reducido a prisión y prácticamente juzgado y sentenciado “sin formación de causa” por un lambiscón Juez de apellido Patraca, y gracias a las oportunas diligencias de sus compañeros periodistas de aquella época, pudo salir de prisión no sin antes contraer ciertas enfermedades que finalmente le ocasionaron la muerte el 28 de Noviembre de 1931. 

En la memoria histórica del periodismo en Tuxpan se registran otros numerosos casos en los cuales sus practicantes sufrieron agresiones de todo tipo por parte de Autoridades abusivas, y es a éstos tunde-máquinas a quienes se les debe junto con sus otros colegas del mismo corte que practicaron éste oficio en el territorio nacional en épocas más difíciles y hasta peligrosas, que el Gobierno Federal en turno, cuyo titular de su Poder lo fuera el Lic. Miguel Alemán Valdés, promulgara el Decreto relativo a “El Día de la Libertad de Expresión”. 

Y ante antecedentes tan evidentes, emotivos y dignos de admiración, francamente resulta insultante que los actuales usufructuarios de los beneficios derivados por la conquista del derecho a la Libre Expresión que nos legaron aquellos que nos antecedieron en el desempeño del oficio periodístico, no solamente sean ignorados sino que además de ello todavía sean suplantados por la actual cáfila de impostores y todavía ocurra algo peor, que haya quien los avale y los cobije como lo que menos son: ¡PERIODISTAS!.

Ante tal situación resultaría por demás oportuno desparasitar el medio, a efecto de evitar que se siga deteriorando su credibilidad, y podría empezarse con que los editores y responsables de los medios de comunicación locales (escritos, auditivos y digitales), acrediten ante quien(es) corresponda(n) a su personal especializado en la búsqueda de la noticia o el comentario especializado.

La Actividad Periodística y la Libertad de Expresión

Por: Salvador Hernández García
Cronista de la Ciudad

En más de una ocasión se me ha preguntado sobre la opinión y mi personal punto de vista que tengo sobre el periodismo y el grado de importancia de las diferentes especialidades que se dan en esa materia, y hoy como antes me confieso ignorante a tal respecto, empero no pasó desapercibido que no habría manera de ponerse de acuerdo sobre tal particular si esa pregunta se le planteara a todos los practicantes de dicha actividad, ni siquiera se tiene un concepto uniforme acerca de la misma que para algunos es una profesión y para otros es un oficio…

Más sin embargo cabe destacar que para ejercer el periodismo con la ortodoxia del caso, se debe de contar con la vocación necesaria, ya que la vocación es la voz interior que induce al propósito, y colateralmente se debe de estar preparado y lo suficientemente resuelto para enfrentarse a los retos que inevitablemente se le atravesarán en el camino a los periodista en formación, un camino por cierto, que suele bifurcarse en el autodidactismo y la enseñanza académica, es decir: la práctica y la teoría, y de ahí que los periodistas que como el suscrito, se tipifican como autodidactas, coincidimos en el denominador común de fortalecer de manera permanente la vocación primaria con el autodidactismo, y es que el periodismo, al margen de la fuente de origen de sus practicantes, implica y exige aptitudes, capacidades, un conjunto de conocimientos generales y una destreza que hay que probar cotidianamente, y es que en la selva periodística hay una brutal selección entre los más aptos y capaces.

Esa es la ley de la sobrevivencia en nuestro medio, y ¡Qué bueno que ello ocurra!. Ya que en el presente uno de los mayores males que confrontan las sociedades, junto con la corrupción, es la baja capacidad de los muchos “gacetilleros alquilones” disfrazados de periodistas, y es que el auge de los medios electrónicos y la proliferación de publicaciones, han propiciado el arribismo y la improvisación, y en ese sentido cabe citar el clásico que señaló: “Y es que todo mundo cree que se puede improvisar como periodista de la noche a la mañana, sintiéndose como se siente Plácido Domingo cuando canta bajo la regadera”.

Y añade: “El periodismo, sin embargo, es una de las profesiones u oficios más exigentes de la sociedad moderna. Nadie debería permitirse “jugar al periodismo” porque hace daño en diversas escalas a la comunidad. Es tan extraordinario nuestro País –México sin límites le llaman algunos. Que con frecuencia se dan casos de niños bien que por la mañana sufrían el ligero bochorno de haber reprobado un abánico de material de segundo grado de preparatoria, y… ¡por la tarde ya eran periodistas!, avalándose para el caso con un sospechoso título de dudosa procedencia que les identifica como “Licenciados en Ciencias de la Comunicación”, tras de haber asistido en tiempo récord a un cursillo intensivo de presunta formación académica”.
Y es que éste tipo de “periodistas” son fácilmente identificables debido a que no muestran interés alguno en el desarrollo de la propia personalidad que debe de acompañar a todo periodista que justifique que lo es. Seguramente que aquellos suponen que el haber ido a la escuela ésta va a producir milagros en ellos –LO QUE NATURA NON DIO LA UNIVERSIDAD NON PRESTA- o que tal vez tarde o temprano en alguna farmacia genérica y similar, podrán adquirir cápsulas, inyecciones o cucharadas de conocimientos y de aptitudes, y abundando sobre el particular cabe señalar: que sobre éstos casos resulta obvio inferir que este tipo de “periodistas”, son verdaderos paracaidistas de la carrera, porque los defenestraron de otra, o simplemente porque aterrizaron en otra parte de las ciencias políticas porque andaban volando a ciegas, tratando de escoger algo aparentemente sencillo y fácil, sólo para darle a sus padres la tranquilidad de que “por fin se habían puesto a estudiar algo”.

En la actualidad existen demasiadas escuelas de periodismo. Antes, cuando se fundaba una nueva Universidad en provincia, lo primero que se instituía era la Facultad de Leyes, aunque esa provincia no necesitara más abogados ni el país tampoco. Ahora no hay Universidad por pequeña y pobre que sea, que no tenga también su “Escuela de Periodismo”, aún a sabiendas de que con ello se está contribuyendo a la frustración de tantos jóvenes para quienes no hay un mercado de trabajo ni siquiera medianamente seguro, con el agravante de la dudosa calidad de los planes de estudio para esos alumnos, y hasta se da el triste fenómeno de que a las escuelas de periodismo vayan a parar los “destripados” de otras carreras, como antes iban a dar a las academias de contaduría, corte, confección y “enchinado de pelo”.

Un cálculo conservador nos lleva a suponer que cada año egresan de tales escuelas y facultades, centenares de nuevos “periodistas” avalados con sus respectivas licenciaturas, en su mayoría jóvenes que han invertido en el mejor de los casos, un tiempo, esfuerzo, dinero y sobre todo esperanzas. La Universidad les crea el espejismo ilusorio de que en la redacción del diario más importante o de un noticiero de televisión o radio, existe un escritorio aguardando a cada uno de los futuros periodistas con título, sin que nadie previamente les haya dicho dificultades que van a enfrentar; ni siquiera los preparan adecuadamente para esa ruda confrontación con la realidad, y si por una parte se toma en consideración el dudoso porvenir que aguarda a los periodistas ya establecidos que más o menos han adquirido una técnica para comunicarse con sus lectores e identificarse con ellos, cabe preguntar… ¿Qué perspectivas de desarrollo profesional puede depararle el destino a los recién llegados?, particularmente cuando se da el caso que los periodistas –con título o sin él- que ya tienen empleo, por supuesto que no tienen pensado soltarlo.

Un maestro del periodismo –Manuel Buendía Téllez Girón- (+) en su oportunidad señaló sobre este tema lo siguiente:
“De un modo cierto la ruta del mejor periodista es el autodidactismo. Esto es válido aún para aquellos, repito, que ostenten por ahí un diploma Universitario. En ninguna actividad profesional como la nuestra, es exacto aquello de que HAY PROFESIONALES SIN TÌTULO Y TÌTULOS SIN PROFESIONALES”.

“Hablo de un autodidactismo inteligente y disciplinado. Una auto-enseñanza guiada no sólo por una férrea voluntad, sino por planes rigurosamente trazados. No se pueden desperdiciar energías ni perder tiempo. Nadie tiene tiempo ya, para darse el lujo de perderlo cada día que se nos escapa sin haber hecho por lo menos un honrado intento por avanzar, es una concesión que hacemos, un paso que desandamos, y un riesgo de dar insensible media vuelta y enfilar de nuevo al limbo donde se mecen los mediocres”.

“Debe de admitirse que la Universidad, aun habiendo culminado con excelencia la carrera, sólo ha puesto al periodista al principio del verdadero camino que conduce a la cima significa que la primera cima alcanzada lo único que nos descubre es que apenas hemos comenzado a escalar la cordillera. Significa que en este abrupto camino, vamos a estar fundamentalmente solos”.

“Ser periodista significa renunciar al descanso. Significa hurtarle horas al sueño para dedicarlas a la lectura y al estudio permanente. Significa una búsqueda constante… ¿De qué? ¡De todo!. Exactamente de todo. Un escritor Inglés definió al periodista como “El hombre que se quedó sin profesión”, y con ello se quiere decir que la formación del periodista jamás concluye. Así de exigente y de terrible es el desafío cotidiano del periodismo, y quien no lo entienda de ese modo no sabe lo que es el periodismo”.
Se conmemora en todo el territorio Nacional el llamado DIA DE LA LIBERTAD DE EXPRESION -éste 7 de junio-, un concepto nada nuevo en a historia de México Independiente, que desde esos telúricos movimientos conformadores de nuestra Nacionalidad, tuvieron en José María Luis Mora su más preclaro constituyente y defensor, 175 años antes de que a través de LA CAJA IDIOTA, esa libertad de expresión degenerara en LIBERTINAJE EXPRESIVO, por parte se por lo menos una media docena de envalentados y abusivos comunicadores televisivos que en los tiempos del Salinito, se mostraban mudos, sordos y ciegos a los desmanes de un Gobierno al que adulaban por el contrario, y quienes en la actualidad hasta han establecido Tribunales de la Santa Inquisición en sus respectivos programas, en los cuales se improvisan en veedores, oidores y supremos inquisidores que condenan a la hoguera a los papanatas políticos que suelen emboscar y sentar en el banquillo de los acusados.

Pero por otra parte, aclaración al canto y para que conste en autos, como dirían los versados sobre la materia, al abordar el tema relativo a la Libertad de Expresión, no pretendo de manera alguna sentar cátedra sobre el oficio periodístico, simplemente me anima la intención de explicar la forma en que entiendo el ejercicio de esta actividad, y de entrada expreso que en tal sentido parto de la idea de que la misión del periodista, en lo ético y lo moral, comprende la responsabilidad honrosa y elevada de orientar a la opinión pública en la exposición del tema y el comentario sobre los hechos cotidianos, conduciéndolos por el sendero de la razón en la búsqueda exacta de la verdad, ya que sólo así, de esa manera, el público lector sabrá distinguir al periodista auténtico de los saltimbanquis del panfleto y del libelo, quienes en su caso suelen manifestarse con la exposición del ditirambo y del elogio negociado.

Por lo que a mí respecta en mi ambivalente condición de Periodista Cronista corresponde, en más de una ocasión he expresado que en el ejercicio del oficio periodístico, no tengo la mala costumbre de revolver la paja con el trigo, ni de confundir la gimnasia con la magnesia, o dicho sea interpretando ambas metáforas; no suelo invadir la vida privada de las personas en su ámbito particular, y sólo me ocupo del personaje público, sin distinción de género, cuando este desempeña una función de servicio público, que en su caso le sea solventada económicamente con fondos provenientes de los bolsillos de los contribuyentes, y empero en tales casos suelo considerar su derecho de réplica, pues bien pudiera ser que el periodista, al fin humano, y por supuesto falible, pudiera haber fallado en sus apreciaciones sobre el personaje en cuestión, y en el supuesto de la ocurrencia de un caso de esa naturaleza, no me dolerían prendas en reconocer públicamente mis errores, pues juzgándome a mí mismo con el más severo criterio, considero que yo, como periodista, por el sólo hecho de serlo, no debo de pretender ostentarme como Ujier del Templo de la Moral, como así se han auto-habilitado algunos jilguerillos canoros, como tampoco me debo considerar depositario o albacea único de la verdad y la razón, por lo que con base en esta realidad, para evitar dentro de lo posible incurrir en el menor número de errores que me descalifiquen por sí mismos, tengo por costumbre sustentar mis temas apoyado con el aval de pruebas documentales susceptibles de sustentar y darle base a mis mal hilvanadas líneas. Tal es el concepto que del periodismo tiene éste modesto emborronador de cuartillas

jueves, 28 de mayo de 2020

La época de oro del béisbol femenil en Tuxpan…

VARIEDADES

Por: Camilo Hernández.

Un episodio inolvidable en la actividad deportiva de Tuxpan, lo fue sin duda la integración de la Liga de Béisbol Femenil, que reunió a un buen número de estrellas, quienes sin pensarlo dos veces se pusieron el “traje beisbolero”, para disfrutar del Rey de los Deportes.

La caja de bateo, el centro del diamante, las bases y los jardines, estuvieron ocupadas por el sexo femenino, que daba un gran espectáculo deportivo ante la mirada expectante de chicos y grandes, quienes se congregaban en los campos para aplaudir y echar porras a las jugadoras que sudaban la camiseta dando su mejor esfuerzo.

Es así como se recuerda que Pedro Lira Saavedra “bracito de oro” de Tampico fue quien de manera pujante se decidió a formar la Liga de Béisbol Femenil de Tuxpan.

Y en aquellos años, tuvo una participación muy importante como asesor de la referida Liga de Béisbol Femenil, Domingo Sosa Villar, quien en ese tiempo también participaba al frente de la Liga de Béisbol Varonil. Por su parte, la Sra. Sandra Betancourt Alpirez, además de buena jugadora, era la Representante del Equipo “Gacelas” de Santiago de la Peña ante las Asambleas de Acuerdos. Ambos, grandes impulsores del deporte en Tuxpan.

Hablamos claro, de quien fuera un brillante beisbolista profesional, destacándose como pitcher ambidiestro, y que jugara con varios equipos de la liga mexicana y en Estados Unidos como: Poza Rica, San Luis, Rojos del México, Tabasco, Chihuahua, entre otros.

Contra viento y marea se fomentó el béisbol de las damas en las colonias de éste puerto, a fin de despertar el interés, y llegar a formar un número suficiente de equipos para arrancar el Campeonato local.

De esta manera se constituyeron varios cuadros entre los que se encuentran: Las Venus de Lira de la Ruiz Cortinez,  Saetas, Aguilas de Rosa María, Gacelas de Santiago de la Peña, Gaviotas de Tierra Blanca, Celestes Barra Norte, Angeles de Lee, Miguel Alemán y Aeropuerto.

No todos jugaban en cada Campeonato, de hecho al inicio fue difícil armar la competencia por la falta de equipos; sin embargo, el entusiasmo de Don Pedro Lira y de las participantes, fue más que suficiente para que se lograra reunir un gran número de beisbolistas tuxpeñas.

Justamente el “bracito de oro” integró como primer equipo a “Las Venus de Lira”, quienes entrenaban arduamente, empero tenían la “frustración” de no poder jugar localmente contra otro grupo de féminas, puesto que no existía otro cuadro bien conformado.

Fue así como surgieron “Las Saetas” que tuvieron como base el campo de viveros. Y a partir de ahí se fueron integrando más equipos y se pudo iniciar formalmente un Campeonato.

Para ello se fueron organizando las cosas, y las damas que formaron parte de la primera Mesa Directiva de la Liga Municipal de Béisbol Femenil por el año de 1982 son: Gladys Gómez, segunda vocal; Concepción Moctezuma, primera vocal; Ana Lilia Betancourt, secretaria; Yolanda Betancourt, presidenta; y Verónica Guzmán, tesorera; que en ese entonces pertenecían a los equipos de Saetas, Rosa María, Santiago y Venus. 

El tiempo transcurrió y se presentó la oportunidad de un “Juego de Estrellas”, que quedó marcado dentro de la historia del béisbol porteño, pues fue el primero de su tipo en todo el Estado.

Se formaron dos selecciones A y B, la primera estuvo integrada por jugadoras de Angeles de Lee, Aeropuerto y Saetas; mientras que en la B se incluyeron quienes jugaban para Las Venus, Gacelas y Aguilas.

Ese encuentro disputado en el campo deportivo de la Ruiz Cortinez un 19 de marzo a las dos de la tarde, fue todo un suceso que coronaba los esfuerzos de equipos y directiva para organizar un gran evento que dejaría huella en la historia del béisbol.

Por la selección A jugaron: Norma Irene Cardona, Teresa de Jesús Lee, Margarita Vázquez, Yolanda Rangel Garcés, Rosa Lina Cárdenas, Celestino Lee Alvarez, Patricia Jongitud, Alicia Peralta Reyes, Libia Cobos Alejandre, Irma Ramírez, Dora Lilian Ramírez, Pablo Vicencio, Arminda Mar Aguilar, Martha Laura González, Gladys Gómez Arcinegas, María Magdalena Elorza, Mercedes Quiróz Calderón y Jaime Luis Careaga.

La selección B la integraron: María Teresa del Angel, Leticia Mendoza Aldana, Margarita Morales, Juana Luz Castellanos, Martha Mendoza Aldana, Gabriel Pérez Valdéz, Josefina Zavala, María Antonia Sáenz, Enriqueta González, Ana Lilia Betancourt, Victoria Román, Vérulo García, Elizabeth Torres, Adriana Estrada, Cecilia Moreno, Antonia Rodríguez, Juana Rodríguez de Trejo y Enrique Valdéz.

*** ¡Enhorabuena! a todos quienes tuvieron la oportunidad de jugar y ser espectadores en lo que denominamos la época de oro del béisbol femenil. 

*** Va desde aquí nuestro más sincero agradecimiento a la también ex-jugadora de béisbol, Anabel Guzmán Tapia, -quien formó parte de Las Venus de Lira, también una de las fundadoras de la Liga de Fútbol Femenil de Tuxpan-, por facilitarnos (hace algunos años) la información para la realización de éste tema, que integramos a nuestra Columna.

*** Así mismo, saludamos a una gran impulsora del deporte y en particular del béisbol en Santiago de la Peña, la señora, Sandra Betancourt Alpirez, quien también participó activamente en la época de oro del béisbol femenil, y cuyo altruismo es muy reconocido. 

*** Además agradecemos la recomendación histórico-fotográfica de las mujeres en el béisbol por parte de nuestro amigo, cronista deportivo y especialista en el tema, quien escribe la Columna "Al Bat", Jesús Alberto Rubio Salazar, ¡Saludos!...     

 ¡Gracias por el favor de su atención!
D.M. Nos saludamos hasta la próxima entrega. 



(Fotos Históricas: http://desdeelbullpen.blogspot.com / Las Reinas del Béisbol y Mejores Jugadoras).

lunes, 25 de mayo de 2020

Antiguo Sello Oficial


POR: SALVADOR HERNÁNDEZ GARCÍA.
CRONISTA DE LA CIUDAD.

Esta jefatura funcionó a partir del mes de Febrero del año de 1857 hasta el mes de Junio de 1914, siendo el último de los Jefes Políticos el Señor Arturo Núñez del Juncal, quien fue relevado con carácter de Presidente de la Junta de Administración Municipal de Tuxpan por el  Señor Vicente López Buda.

jueves, 21 de mayo de 2020

Recordamos con aprecio a la Profesora, Romana Bustos Ortega...

VARIEDADES

Por: Camilo Hernández.

Al cumplirse un año del sensible fallecimiento de la Profesora, Romana Bustos Ortega (éste 25 de mayo), es inevitable que vengan a la memoria tantos momentos que tuvimos el privilegio de compartir con ella, al brindarnos su valiosa amistad.

Tenía un inmenso gusto por la escritura, nos contaba que no podía parar, que las ideas venían por sí solas y en esos instantes procuraba escribir sus borradores, para luego darles forma e ir capturando en la mini-laptop que se volvió su compañera durante los últimos años.

Amaba “su espacio”, esa mesa -en la esquina- de céntrico café, donde le agradaba estar por la mañana para concentrarse y disfrutar de su pasión que era la lecto-escritura, tema al que se dedicó de lleno una vez que se jubiló como maestra.

Y es que su etapa de jubilación la vivió a plenitud, desarrollando lo que más le gustaba que era escribir, y eso la llevó a participar y ser ganadora del Primer Lugar en el V Concurso Nacional Literario "Memorias de El Viejo y La Mar", organizado por la Secretaría de Marina-Armada de México (Mayo de 2013); mismo en el que puso muy en alto el nombre de Tuxpan.

De manera personal llegamos a considerarla más que una amistad como parte de nuestra propia familia y viceversa, pues así nos lo manifestó en vida, había una gran estimación, fortalecida con el paso de los años.

Por tal motivo, confieso que tuve que esperar a que la mente y el corazón se tranquilizaran un poco para poder escribir sobre una gran amiga con quien simpatizamos desde el primer momento que nos conocimos, amén de las diferencias de edad. Desde luego que no es fácil referirnos a alguien a quien le tenemos tal aprecio, es inevitable que duela en el alma su partida.

Lo hago con eterna gratitud por sus sabios consejos, sus palabras de aliento y motivación, su compañía en aquellas agradables charlas de café, cuando teníamos el privilegio de que nos leyera algunos párrafos de sus Cuentos, Narraciones y Leyendas, que escribía ahí con gran entusiasmo e imaginación en ese espacio que tanto amaba, donde -nos decía- era el único lugar en el que se inspiraba para escribir de una forma muy especial, aislándose por completo de todo a su alrededor.

Justamente hay ocasiones que al estar ocupadas otras mesas como la que es mí “favorita”, curiosamente me toca sentarme en el lugar que por años ocupó en el restaurante que frecuentaba y donde de manera acostumbrada la saludaba, a veces intercambiábamos breves puntos de vista de esquina a esquina, por lo que inevitablemente afloran los recuerdos, parece que su espíritu está ahí presente, agradándonos con su valiosa compañía, esbozando una sonrisa y platicándonos como solía hacerlo, de cosas interesantes, de los acontecimientos de la vida política nacional o de sus trabajos literarios que son su “legado”.

Definitivamente la extrañaremos, no podemos evitarlo, queda un espacio vacío, pero la recordamos como pensamos le hubiera gustado, poniendo en práctica sus consejos, y teniéndola siempre presente en la mesa del café como a otros entrañables amigos que también partieron en el viaje sin retorno, de quienes está su ausencia física, pero reaparecen espiritualmente al recordar aquellos gratos anécdotas que perduran a través del tiempo.

A quien diera clases durante muchos años en las aulas de la Escuela Secundaria Federal número dos “José Vasconcelos” de Santiago de la Peña y otros planteles educativos de Tuxpan como la “Escuela Primaria Morelos”, además de ser una distinguida integrante del H. Consejo de la Crónica Municipal, familiares y amigos le dimos el último adiós -el domingo 26 de mayo de 2019- en el panteón Jardín de esta Ciudad, en una emotiva despedida  con música huasteca, las bellas canciones que a ella más le gustaban.

*** Descanse en paz estimada Maestra, Romana, sabe muy bien que la recordamos con cariño y gratitud. Hasta nuestros días seguimos escuchando sus sabias palabras de motivación, como aquella frase que nos quedó bien guardada en el corazón de “soy una guerrera”,  expresada con tanta emotividad y sentimiento…

¡Gracias por el favor de su atención!
D.M. Nos saludamos hasta la próxima entrega.

Comentario sobre el libro: "Un día como hoy en el Tuxpan del Ayer"

Aclarando Amanece...

Diplomático, Poeta, Literato, Filósofo, Político y hombre de letras, lo fue el Lic. D. Manuel Maples Arce. Singular personaje que transcu...

¡Bienvenidos!

Este es un sitio web de carácter informativo, donde el Cronista de la Ciudad y Puerto de Tuxpan de Rodríguez Cano, Veracruz, realiza publicaciones sobre sus distintas actividades, así como las del Consejo de la Crónica Municipal, además de abordar diversos temas de interés general, particularmente sobre los orígenes de Tuxpan, aunado a los artículos de opinión y colaboraciones que contribuyen a preservar y engrandecer el acervo cultural e histórico de Tuxpan, así como difundirlo y arraigarlo entre las nuevas generaciones.